sábado, 5 de julio de 2008

Dieta

Estoy a dieta. Esta vez no es para rebajar de peso, aunque ese será un feliz resultado secundario. Esta vez es porque que tengo el colesterol elevado y mi marido quiere que deje de tomar las pastillitas de Lipitor. A Scott no le gusta tomar medicamentos para nada. Su filosofía es estoica: uno aguanta y ya. Yo soy el extremo opuesto, que viva la medicina sobre todo si viene con sabor a cereza o en cómodas grageas, pero en éste caso le voy a dar la razón.

Mi médico en la clínica internacional de Tianjin me recetó las pastillas de Lipitor hace un año, y me las he tomado religiosamente. Mis niveles de colesterol han bajado un poco pero no suficiente como para dejar de tomarlo. La doctora Wang, mi acupunturista, me recetó té de unas semillitas rojas para lo mismo. Se me olvidó traerlas a EEUU. (Igual ni en China me lo tomaba regularmente pues es mucho más fácil tomar una pastilla que estar bebiendo agüita roja todo el día, todos los días.)

Una de mis resoluciones de año nuevo en enero fue rebajar de peso y gracias al reto Tulip, logré perder 6 kilos. A punta de ejercicio - poco y obligado - no he recuperado el peso, pero todavía me sobran otros 6 más. Pero no es para rebajar, no es para rebajar, no es para rebajar, no es para rebajar, ... (tengo que hacer planas para no olvidar la meta.)

Mi marido tiene un primo que es cardiólogo. Peter nos visitó en China el año pasado, justo cuando me acababan de recetar el Lipitor. El también lo estaba tomando y convenció a Scott que yo no estaba a punto de sucumbir a terribles efectos secundarios. Pues el muy traidor del primo ha decidido ahora que tomar medicina para el colesterol no es bueno y que hay que reducir los niveles con dieta y ejercicio. Muy sano pero me ha dejado sola de éste lado ideológico, del lado de los que piensan que mas valen dos pastillitas antes de dormir que 16 horas diarias pensando en dietas.

Total que ahora estoy en el tercer día de la dieta South Beach. Por un lado me gusta porque es una dieta muy epicúrea. Las recetas que vienen en el libro son divinísimas y la segunda edición tiene un programa de ejercicios corticos. Ya la seguí una vez y perdí bastante peso y además me sentía con mucha energía. Se me hizo dificil continuar en China pues no soy la que cocino, pero aquí durante mis vacaciones en EEUU no tengo a mis ayees así que aprovecho que soy la que compra y prepara los alimentos. Lo que no me gusta es que por las dos próximas semanas por lo menos, mientras dura la primera fase de la dieta que es la más estricta, lo único que voy a pensar es en comer: lo que no puedo comer, lo que sí puedo comer, lo que tengo que comer para dejar de comer.

Creo que me toca hacer mas planas porque no se trata de rebajar y comer sino de cambiar los niveles de colesterol y mis hábitos alimenticios. Ya les contaré como me va.

P.D. ¿Ya se unieron al proyecto Agua en “Yo También”?

11 comentarios:

  1. Oh honey.

    Nada mas fastidioso que hacer dieta, sea por el motivo que sea.

    Toda la buena suerte y fortaleza de espiritu desde aqui y un besito :)

    ResponderEliminar
  2. Que lio!
    Yo no como nada que produzca el colesterol, pero mi médico continua mandándome la pastillita de Simvastatina para el colesterol (?)
    ¿Alguien sabrá algo, de verdad?
    Salud

    ResponderEliminar
  3. Pues nada, a dieta, si conseguiste bajar peso con el Reto Tulip, seguro que lo consigues de nuevo. Todo sea por salud.

    Un besazo guapísima!!!

    ¿Qué tal llevas tus vacaciones?

    ResponderEliminar
  4. Adriana: ja ja. Me encanto tu "oh honey". Como diría mi papá, es ese fino humor inglés.

    Genín: Mi prima que es veterinaria y anti-yanqui dice que el colesterol como enfermedad lo inventaron los gringos para vender pastillitas, que lo que indica es que tienes una dieta desbalanceada. Otra más que está de acuerdo con mi marido.

    Lina: las vacaciones están riquísimas. No hemos hecho más que contar pasos hasta la playa, visitar la biblioteca y leer muuuucho. !Qué vida nos estamos dando!

    y Lina: lo peor es que lo que tengo que hacer es cambiar hábitos, o sea que es para siempre.

    ResponderEliminar
  5. Animo Fitz! Estoy segura que vas a lograr tus objetivos. Ya vas en buen camino: comenzaste a comer mas sano, y estas haciendo ejercicio (aunque sea poco, todo cuenta).

    ResponderEliminar
  6. Hola fitziane, primera vez que te escribo aunque llevo mucho tiempo leyendote, no se de muy comentar, pero me llamo la atencion lo del Lipitor. A mi hace poco me lo reseto el medico porque aunque no estaban tan altos mis niveles,igual me recomendo tomarlos para bajarlos al nivel normal, pues te cuento que fue un caos el lipitor me bajo los niveles de la partilla anticoceptiva y me causo una hemorragia...total que ya le deje tomar y ahora estoy como tu ique aprendiendo a comer, aunque a veces es muy dificil...pero bueno todo sea por la buena salud,la mejor de la suerte y fuerza de voluntad para que logres bajarlos prontico, te desea una maracuchita adicta a tus historia y es la primera vez que te comenta.

    Marisol Atencio
    Venezuela.

    ResponderEliminar
  7. Hola, creo que es la primera vez que comento por aqui, pero siempre paso, bueno mucha suerte y a bajar el colesterol

    Saludos ¡¡

    ResponderEliminar
  8. Un año tengo con la Sivastatina,¿será una moda?, igualita es como si no me tomara nada .
    Fitzi, creo que tu hombre biónico tiene razón aunque yo sea de la cofradía de la pastillita, comer menos y sano es lo que toca.
    Si tuviera Ayes estaría en la línea, jijijijijij, aprovechate de ellas y que te preparen tus platillos de vegetales.
    Besos vecina querida.

    ResponderEliminar
  9. Mi cuchi-cuchi... me recomiendas ese libro? Nunca he querido comprar un libro de dietas pero desde que me operaron el año pasado + los medicamentos de la fibromialgia perder peso se ha convertido en una cosa ultradifícil y piñísima...

    Dime, lo compro? Te resulta?

    Estoy a punto de ser inspirada por ti. Me falta así de poquito.

    ResponderEliminar
  10. MC: gracias. Ando pensando en tí mucho a pesar de que no he pasado a visitarte. Ya te escribo por email.

    Marisol: bienvenida siempre. Interesante tu caso pues a mí me engordó muchísimo la inyección de depoprovera que me recetaron para evitar mis hemorragías fortísimas. De tanta pérdida mensual estaba super anémica. Después de la depo fue que tuve que empezar con el Lipitor. No había visto la conexión - que tal vez no la haya pero cada día más me convenzo de que mi marido tiene razón.

    NN: gracias y bienvenida siempre.

    Vecina: he intentado de educar a las ayees, pero ellas tiene sus propias nociones. Los chinos consideran que la comida es la medicina más importante y mis ayees entonces me "recetan" lo que ellas conocen. No es que no me preparen los vegetales es que los hacen con tanto aceite y tanta sal, no importa que les digo.

    Jacques: a mí me funcionó mucho la primera vez con la primera edición. Las recetas son magníficas en todos los libros, y en el último el Supercharged hay también un programa de ejercicios con caminatas y Pilates que se hacen en 30 minutos o menos. Total que yo diría que sí, cómpratelo.

    ResponderEliminar
  11. Mucha suerte, para lograr las cosas el 50 por ciento del trabajo es saber lo que se quiere, así que estás a un 50% de lograrlo.
    Besos.

    ResponderEliminar

Ya no vivo tras la Gran Muralla Electrónica de China así que comenten mucho porque así celebro no tener más restricciones al Internet. Si tienen algún problema comentando, escríbanme a fitziane arroba mac punto com.