lunes, 30 de junio de 2008

Conteo regresivo

521 pasos

508 pasos

495 pasos

199 pasos

98 pasos

67 pasos

ahhhhh.... ni un paso más
por el resto del verano

jueves, 26 de junio de 2008

Encuentro bloguero

Anoche regresamos de dos semanas en la Florida. La pasamos super bien. Mis hijos compartieron con la familia de su papá y la de su mamá, y les quedaron laa ganas de pasar aún más tiempo con sus primos. Visitamos Disney (Animal Kingdom y Blizzard Beach - y de los dos nos gustó más Blizzard Beach porque no pasamos calor ni tampoco tuvimos que hacer super colas largotas), gastamos un realero en las tiendas de a dólar, vimos Kung Fu Panda y Indiana Jones, y pasamos casi todas las tardes contando los segundos hasta los truenos para calcular la distancia a los relámpagos.

Pero lo mejor, mejor, mejor de todo fue disfrutar de mi primer encuentro bloguero con la Cho, que vive en Miami y que es un todo un amor. Hasta nos preparó un cotillón con Toronto, Cocosette y Miramar. ¡Qué bella! Me encantó conocerla.

Abajo una foto del encuentro que tomó mi papá. Como no sabía usar mi cámara sacó muchas copias de la misma, y en todas Andreína esta sacando la lengua y Michaelito sin levantar la cabeza por estar usando el perol de ñoña ese del Nintendo.


Y ésta una que tomó Andreína. No sé si le tomaba fotos a mi papá, al helado, o a las ganas de comerse el helado que tenía mi papá.

Gracias por todo, Cho. ¡Qué placer conocerte!

viernes, 20 de junio de 2008

Ojos azules

Hace poco, un cuarteto de fotógrafas en Montreal nos inspiraron con su colectiva en flickr de fotos azules. Las fans de Jacqueline tanto agitamos que nos invitaron a crear nuestra propia colectiva en flickr y así es que esperamos pasear por el mundo con gafas azules. Si se quieren unir al esfuerzo, pasen por aquí.

Aquí les dejo mis esfuerzos propios esfuerzos azules.

Llegó el verano: lentes de nadar y toallas


Mi fascinación con estos cielos azules tiene que ver más con mi vida en la contaminada ciudad de Tianjin que con un amor por la naturaleza

Atardecer a orillas del lago Winnepesauke, en New Hampshire, EEUU, donde vive mi suegra

jueves, 12 de junio de 2008

China: preocupación y esperanza

Tengo 7 años viviendo en China. En esos 7 años hemos visto muchos cambios, a veces sin entender pero siempre con mucho interés. Recientemente leí una revista National Geographic dedicada enteramente a la China, y cristalizó para mí muchas de mis inquietudes y mis esperanzas por ese país que me hospeda 9 de cada 12 meses. Aquí les dejo mi opinión, pueril y superficial tal vez, pero igualmente sentida.

Lo que me preocupa de China:
  • la urbanización desbocada - Como en otras partes del mundo en China ha habido una fuerte migración del campo hacia las ciudades. En Tianjin, cuando llegamos en 2001, nuestra ruta cada día al colegio era entre campos cultivados, viveros de tomates, y sembradíos de árboles frutales. Hoy esa misma ruta es entre edificios y urbanizaciones para la clase media alta. La población china es enorme, y si se convierte en una población urbana, ¿quién quedará en el campo para cultivar las toneladas de comida que se requieren a diario para alimentar a ese gentío? ¿Dónde van a cultivar si los campos están cubiertos de cemento? Y eso es tan sólo la punta del iceberg. No me alcanzaría espacio ni sabidura para incluir otros efectos de la urbanización: la contaminación resultante, el consumismo, la ruptura de estructuras sociales, etc.
  • la xenofobía interior - La palabra xenofobía significa miedo al extranjero. China tiene una relación de odio y amor con los países extranjeros, pero lo que preocupa más a mí es su actitud hacia sus minorías. Los Han son la mayoría, y constituyen el 91 por ciento de la población de 1.3 mil millones. El otro 9 por ciento (equivalente a la población de México) lo constituye las 55 minorías chinas. Yo aquí hablo desde la perspectiva de una extranjera que vive en la megápolis de Tianjin. Lo que yo veo es que las minorías en la ciudad son ciudadanos de segunda clase a los cuales tan sólo se les tolera. Tomemos por ejemplo el Tibet. La mayoría de los Han considera a los tibetanos unos ingratos. Ellos deberían agradecer a China que los hayan rescatado de la esclavitud a teócratas supersticiosos. China ha amparado y educado a los tibetanos, y el chino promedio considera que los tibetanos deberían como mínimo mostrarse más agradecidos. Para mí es claro que China no ha tenido mucha experiencia como país vasallo y por lo tanto su concepto de libertad es diferente al de los occidentales que apoyan al Tibet. La libertad que tanto amamos les parece a ellos libertinaje.
  • la desaparición de las bicicletas - Cuando nosotros llegamos en el 2001, en las calles de Tianjin, una metrópolis muy moderna aun entonces, solo se veían bicicletas, taxis amarillos y carros privados. Los carros privados eran todos negros y todos pertenecían a altos funcionarios del partido. Nos tardábamos 20 minutos en llegar al colegio. A partir de 2004, se están registrando 600 carros privados nuevos cada día. (En Beijing son 3000 al día.) Mi viaje diario al colegio ahora toma 35 minutos, los carros son de todos colores y marcas, y en algunas de las avenidas más usadas se ha sacrificado el canal exclusivo de las bicicletas para dar abasto a los carros. Tianjin era una vez famosa por su hospitalidad y sus bicicletas. Espero que siga siendo así por siempre, pero me temo que la primera durará más que la segunda.
Lo que me alienta de China:
  • el orgullo nacional - es este orgullo el que les ha impulsado a buscar ser líderes mundiales, a presentar las Olimpíadas mejor organizadas y ambiciosas de la historia olímpica, a desarrollar una industria aeronáutica que la llevará a la luna para el 2020. Es ese orgullo nacional que unió al país en solidaridad por las víctimas del reciente terremoto de Sichuan y ante las demonstraciones pro-Tibet y anti-China durante la gira de la antorcha olímpica. Es un orgullo bien merecido pues son muchas las contribuciones chinas a la historia y seguramente serán muchas mas al futuro.
  • el inicio del ambientalismo - el gobierno chino está consciente de la necesidad de prestar más atención al ambiente. Una iniciativa reciente es la prohibición nacional a la manufactura, venta y distribución de bolsas plásticas. La ley entró en vigencia el 1ro de junio y aunque nosotros nos fuímos el 9, ya se sentía la diferencia y sobre todo el compromiso del público por resguardar el ambiente. Por supuesto que esto es un detallito apenas, especialmente si uno considera el uso de carbón y el aumento en automóbiles, pero es un comienzo
  • el tesón de los chinos - si algo distingue a los chinos es su manera de trabajar. Son ingeniosos para copiarse, pero igualmente pueden ser innovadores. Tienen una enorme población en edad laboral, y estoy segura de que seguirán creciendo y lograrán ser los líderes mundiales que se han planteado ser. Ahora falta ver si ese liderazgo será positivo para el ambiente y el mundo entero.

martes, 10 de junio de 2008

Del otro lado

Llegamos a EEUU el domingo luego de las antes mencionadas y larguíiiiisimas 13 horas en avión, y había mal tiempo asi que nos cancelaron la conexión. Menos mal que los ángeles sí existen y nos tocó una con alitas y demás en la taquilla del standby. Estabamos de últimos en la lista de espera y la doña montó a cuatro pasajeros en primera clase y nos dió sus asientos. O sea que contentó a ocho personas esa tarde - 10 si uno cuenta a mis suegros que nos estaban esperando en Boston. (No voy a pensar en todas las personas que se quedaron en Chicago; los ángeles aeroportarios solo hacen milagros chiquitos.)

Ahora estoy en casa de mi suegra, trasnochada con jet lag pero escuchando pajaritos y mirando el lago. Con ésto los dejo unos días mientras nos readaptamos al horario y se me cura la infección que debo tener en los oídos. Ando desbalanceada y ligeramente sorda. Los pajaritos deben tener montada tremenda sinfonía para que yo los escuche con éstos oídos super tapados. Si logro despertarme, voy al médico.

sábado, 7 de junio de 2008

Lo que voy a disfrutar

Por fín terminó el año escolar 2007-08. Me falta nada más pasar mis 13 horas en un avión para llegar al hemisferio occidental y entonces voy a disfrutar...

viendo a mis hijos con sus abuelos

llevándolos a la playa

escuchando sus cuentos

caminando por caminos verdes y vacíos de gente

y sobre todo, riendo con ellos

miércoles, 4 de junio de 2008

Un mujer que una nariz seguía


Si no tuviese sentido del olfato, estaría ciega y sin recuerdos.
  • en feisbuc, mis amigos coralistas de la universidad han estado posteando fotos de nuestras diferentes giras y de repente ayer se me llenó la nariz con el olor a pasto seco del campamento en Vaison de la gira del 86 a Francia
  • anoche regresé al spa de los pececitos y me dieron un masaje de leche y miel. Salí oliendo como panela de San Joaquín.
  • esta tarde, regresando del colegio pasé por un pueblo, y huele igualito que cualquier otro pueblo de carretera en el mundo: un poquito a cloaca y mucho mucho a cochino frito. (Bueno, no. En Egipto los pueblos de carretera huelen a desierto y a corral de chivo.)
  • al bajarme del taxi olí la fábrica de vitaminas de la esquina, ese olorcito a tiza de las aspirinas Bayer para niño
  • en la puerta me perfumó el jazmín de mi vecino
  • en el sofá me recibió el aroma a final de recreo y de niña sudada de mi hija que duerme la siesta

lunes, 2 de junio de 2008

Lo que sí y lo que no

Este es un meme que me sugirió Lina porque tenía la inspiración un poco bloqueada (yo, no Lina que tiene dos blogs muy lindos y dinámicos.)

Lo que no me importa
  • la moda, la farándula y la política
  • que la ropa me quede apretada si la comida está rica
  • si se acumulan los platos sucios porque paso la tarde leyendo
  • si no me monto mas nunca en un avión
  • que el meme era enumerar 6 cosas en cada categoría y a mí nada mas se me ocurren 5 aquí y 7 en la otra
Lo que sí me gusta mucho
  • mis hijos y mi marido
  • el pasar de las estaciones
  • leer
  • echarme perfume y adornarme con perlas
  • estar de vacaciones
  • tomarle fotos a los detallitos de mi vida
  • mi blog y la comunidad a la que pertenezco por medio de él